2016/03/13

Maratón de Sevilla 2016

Con mucha ilusión y escasísimo entrenamiento afronté este nuevo reto de superar los 42Kms. Ya hace dos años no pude ir por un esguince, pero este año a pesar de mi escaso entrenamiento, queria ir a Sevilla, la antigua. El reto estaba claro, bajar la marca de la Maratón de Valencia en el 2014, 3h.46´, y con esa ilusión fuí. Y como pasa en la vida, no siempre se consiguen los propósitos. Hasta el kilómetro 15 aguanté al grupo de 3h.45´, pero desde entonces, sabía que no era mi día, ni estoy preparado actualmente para grandes retos. Así, perseverante, el único objetivo era llegar a la meta, una vez más. Bajo la consigna mental de "este es mi ritmo, este es mi paso" fui superando kilómetros, avituallamientos, y desde el 33 que se pasa por el popular estadio Benito Villamarin, el preciosos parque de María Cristina, el centro de Sevilla, para encarar la parte final con un estímulo, entrar en un estadio olímpico. Y lo conseguí, sensación indescriptible acceder por ese tunel, para recorrer el tartan cual olímpico y entrar en la meta. Una vez más gracias a la vida por dejarme experimentar estas sensaciones que el correr y este tipo de pruebas, significan para uno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario